Tres nuevas versiones en los modelos más pequeños de la marca con tecnología EQ Power y 218 cv • Autonomía eléctrica de hasta 69 cv

Mercedes-Benz amplia sus modelos eléctricos con la llegada de las primeras versiones híbridas enchufables para las Clases A y B, con la tecnología EQ Power, motores de 218 cv con consumos homologados de entre 1,4 y 1,8 litros de gasolina cada 100 km y una autonomía eléctrica desde 56 km en ciclo WLTP.

Tanto la Clase A, en sus dos carrocerías de 4 y 5 puertas, como la Clase B, dispondrán de estas nuevas motorizaciones con motor eléctrico asociado a una transmisión automática de doble embrague y 8 relaciones «8F-DCT».

mercedes b 250e 2019Con la nueva tecnología EQ Power, que carece de motor de arranque y un sistema de escape más corto que permite no liquidar la capacidad de carga del maletero al poder extender desde los bajos de los asientos traseros la batería.

El motor de combustión cuenta con 160 cv, en todos los modelos, A 250 e, A 250 e Sedan y B 250 e. Es un pequeño propulsor de 1,3 litros que desarrolla su potencia máxima a 5.500 rpm y un par máximo de 250 Nm a 1.620 rpm.

El eléctrico añade hasta 75 cv  y 300 Nm de par y el conjunto motor garantiza 218 cv con 450 Nm. Por su parte la batería recargable, tiene una capacidad de 15,6 kWh, lo que permite una autonomía eléctrica de cero emisiones entre 60 y 80 km para el Clase A 250 e, entre 61 y 69 en el Clase A 250 e Sedán y entre 56 y 67 en el Clase B 250 e.

Las cifras de consumo y emisiones prometidas por Mercedes-Benz para los tres modelos son las siguientes:

Clase A 250 e: consumo mixto entre 1,4 y 1,5 l/100  km – emisiones entre 33 y 34 g/km. • Clase A 250 e Sedan: consumo mixto 1,4 l/100 km – emisiones entre 32 y 33 g/km. • Clase B 250 e: consumo mixto entre 1,4 y 1,6 l/100 km – emisiones entre 32 y 36 g/km.

Prestaciones.

Los tres nuevos modelos de las gamas bajas de Mercedes-Benz se esperan que estén disponibles antes de final de año, compartiendo toda la mecánica EQ Power de sus hermanos mayores. El motor de combustión se auto-arranca mediante el propio motor eléctrico, no teniendo motor de arranque al uso. La suma de ambos entrega un par de hasta 450 Nm.

La aceleración que logra por ejemplo el Clase A 250 e berlina es de 4,4 segundos para ponerse a 100 km/h desde parado, con una punta de 235 km/h. Esta velocidad máxima es de 140 km/h en modo EV, o sea 100% eléctrico, sólo con éste motor de 75 cv. El arranque del motor de combustión, ocurre siempre que en la fase de aceleración se necesite más potencia en función de la solicitud del acelerador o superados estos 140 km/h en llano.

mercedes b 250e 2019

Perfiles de conducción y de gestión de la batería.

Como todos los modelos eléctricos de la marca alemana, los nuevos A 250 e y B 250 e cuentan con selector de perfiles de conducción con los 3 típicos programas Comfort, ECO y Sport. Además la gestión de la batería recargable de 15,6 kWh, se optimiza con programas aparte que permiten dar preferencia al consumo eléctrico, preservar la carga e incluso recargarla en marcha.

La batería puede recargarse desde una toma doméstica, con 10 A, a 230 v tardaremos algo menos de 7 horas, y desde una toma de alta capacidad con 7,4 kW, unos 85 minutos desde vacío. 25 minutos hasta el 80%.

Un componente importante de confort es la pre-climatización antes de arrancar el vehículo, pues el A 250 e y el B 250 e disponen de un compresor eléctrico para el aire acondicionado. La pre-climatización se puede activar también cómodamente a través de un smartphone. 

Mercedes-Benz tiene previsto ofrecer más de diez modelos híbridos enchufables hasta final de año, para pasar a ofrecer más de 20 variantes en el año 2020.


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.